RSS

Argentina y Chile: Marca regional Vinos de los Andes

La meta: una estrategia conjunta de promoción internacional. Se tratará en enero, en Santiago. Buscan identificarla como “Vinos de los Andes”.

Reconocimiento internacional del Malbec argentino + los acuerdos de libre comercio y el potencial exportador de Chile + valor turístico e identificación con la cordillera = marca regional.

La ecuación parece cerrar, o al menos es lo que se pretende a partir de la idea que empezó como sondeo de la Embajada argentina entre los privados y el gobierno chileno y ya es tema de agenda para la próxima reunión de gabinetes de ministros que ambos países mantendrán a fines de enero de 2011 en Santiago: desarrollar una estrategia e imágen conjunta de promoción de vinos, cuyo nombre tentativo es “Vinos de Los Andes”.

El turismo es el modelo inspirador para darle forma a la sinergia vitivinícola binacional, sin resignar identidad propia. A partir de la noción de que Argentina y Chile comparten, cordillera de por medio, una de las fronteras más extensas del mundo, con una vitivinicultura de características agroclimáticas muy parecidas, se plantearán los beneficios de lacomplementariedad durante la cumbre del 27 de enero próximo.

Desde WofA (Wines of Argentina), ente responsable de la promoción exterior, citan la experiencia a escala de la New World Alliance, en la que trabajan mancomunadamente Argentina, Chile, EEUU (California), Nueva Zelanda y Sudáfrica, que va por su segunda participación en un pabellón conjunto dentro de la feria ProWein, en Düsseldorf, Alemania.

A lo largo de 3 días, se realizan seminarios sobre diferentes tópicos del Nuevo Mundo, como sustentabilidad, innovación, variedades emblema, terroir y maridaje.

“Es una acción sin precedentes en la que se unen 5 países competidores”, destaca Lis Clément, responsable de Marketing de WofA. Y anticipa una primicia: Argentina y Chile encararán una promoción temática durante todo marzo de 2011 en Ontario (Canadá). “Significa que en términos de ventas una difusión conjunta puede ser exitosa”, acota Clément.

A nivel de turismo, se toma como referencia reciente la experiencia del Rally Dakar, y el convenio para fomentar a la macrorregión como ejemplo de vocación para explotar un capital común.

Desde la vitivinicultura, intereses y fortalezas; enólogos argentinos en Chile, capitales trasandinos en Mendoza, el posicionamiento de Argentina como productor y de Chile como exportador. Sin olvidar el valor agregado de la declaración del vino argentino como Bebida Nacional. De ahí que, según altas fuentes del Gobierno argentino “la idea es expandir al vino argentino, pero de la mano de los chilenos”.

La industria lo asume posible a partir de parámetros como relaciones precio-calidad similares, aunque con un trabajo pendiente en segmentos medio-bajos, al estilo de Chile. “Es posible apalancarnos en que somos 2 potencias vitivinícolas de Sudamérica y también en que, al mirar la oferta, somos complementarios, no competivos”, analiza Marcelo Srbovic, de Finca La Celia (grupo CCU).

En 2007, OFournier, que había desembarcado Eugenio Bustos, recaló en el Valle del Maule, donde se hizo fuerte con el Malbec así como allá con el Cabernet, entre otros. Su gerente general, José Spisso, asegura que “los promovemos en conjunto, aunque esmerándonos en no ocultar las diferencias, como cuando los clientes degustan ambos Sauvigon Blanc y eligen; hace al atractivo del vino en definitiva”.

Si de intentos se trata, cabe recordar que en 2006 el Valle de Colchagua y del Valle de Uco mendocino firmaron un acuerdo de hermandad que, si bien no prosperó en el tiempo, sirve de antecedente.
Fuente: Los Andes


Comments are closed.