RSS

Bajo grado y poco color complican al mosto local

Las cosechas en el Este están paradas. Amenaza el recrudecimiento de un foco de botrytis. Con esta materia prima, se oscurece la situación del mosto en el exterior.


Las consecuencias de la vendimia atípica que está viviendo Argentina y en especial Mendoza y San Juan ya está a empezando a cobrarse sus primeras víctimas. Es que a la menor producción, este año se suma el bajo tenor azucarino de las uvas que traería graves problemas para comercializar mosto en el exterior.

Una de las principales zonas con problemas es el Este mendocino, donde las uvas mezcla no tienen grado al igual que la Bonarda.

El gerente de producción de Fecovita, Mario Egea, reconoció que “el tema del grado está bastante complicado. En general, han demorado mucho en madurar las variedades tintas incluso las tintas varietales. Durante la última semana han alcanzado los 220 a 225 gramos de azúcar. Pero la Bonarda y las mezclas tienen grado muy bajo a no ser, las que se ubican en el norte de San Martín como Montecaseros; hay partidas que tienen 180 gramos o 190 gramos”.

Con este panorama, una de las principales preocupaciones del sector reside en el hecho de seguir manteniendo las uvas en la viña y que con el clima de las últimas semanas se agraven los focos de botrytis. Por otra parte, también aparecen las inquietudes propias del sector del mosto.

En promedio del precio de la tonelada de mosto puesta en Estados Unidos (principal mercado de este producto) rondaría en los 1.400 dólares, mientras que una tonelada de jugo concentrado de manzana estaría alrededor de 1.100 dólares. Con esta feroz competencia más una falta de materia prima de calidad, la situación empeora.

Al sur del Río Mendoza

Según las fuentes consultadas por FINCAS, al sur del Río Mendoza, en especial, en la zona de Agrelo y en el Valle de Uco, no hay tantos problemas con el grado.

Edgardo del Pópolo de Doña Paula sostuvo que desde Agrelo hasta el Valle de Uco “no tenemos problemas con el grado, estamos cosechando Malbec con buen agrado. La maduración ha sido mucho mejor que otros años porque ha sido lenta. Tenemos uvas con 24 – 25º Brix que darán vinos de un potencial de 13,5º a 14º.

En cuanto a la producción la situación es errática y más allá del Malbec hemos visto menos en Malbec, Chardonnay, Sauvignon Blanc, pero lo que se ve es muy variable de un productor a otro. De hecho, la situación de la cantidad de producción varía de un cuartel a otro”.

En tanto, el Ing. Ricardo Gonzalez Villanueva de Catena Zapata, indicó que “en la primera zona no hay problema. La uva está madurando; revisando nuestros datos de muestreos vemos que está todo bien”.

Falta Malbec

Entre las tintas la variedad más complicada es el Malbec. La realidad indica que este año los racimos han sufrido de “corrimiento”, por lo cual el volumen en un principio pronosticado, en la realidad, ha caído.

Datos del INV indican que en Argentina hay una superficie implantada con Malbec de 26.845 hectáreas, lo que representa el 12,7% del total de la superficie implantada.

Entre el 1998 y el 2008, la superficie con esta variedad creció un 140%. No obstante, entre el 2007 y el 2008 creció un 3,5%.

Los empresarios vitivinícolas, están preocupados porque con los actuales registros de cosecha y las previsiones de órdenes de compra en el exterior, algunas franjas de precios de vinos internacionales podrían sufrir serios inconvenientes, Esto se podría dar, según apuntan los analistas en los vinos exportados entre 20 y 27 dólares la caja, la cual es la franja de precios, en vinos fraccionados, que más crece.

En el 2009 se exportaron en total de vino Malbec 6,84 millones de cajas de 12 botellas, por lo cual ingresaron U$S 235 millones. La exportación de este varietal creció en el año anterior un 21,5% en valor y un 23,4% en volumen. Por lo tanto, la falta de esta emblemática cepa podría complicar las exportaciones durante el 2011.

Sobre la franja de precios de vino (de U$S 20 a 27 caja) de exportación más complicada, por sus altos volúmenes de comercialización y rentabilidad relativamente baja, Susana Balbo, presidente de Wines of Argentina, indicó que “va ser una decisión empresaria. Si bien este año se venden al exterior las cosechas 2008 y 2009, para 2011 serán los empresarios quienes decidan lo que volcarán en el mercado interno y lo que enviarán al exterior. El faltante puede llegar a producirse en la venta del año 2011 y una de las alternativas es que se anticipe la salida del vino, aunque no deberían existir quiebres de stocks en el mundo”.

Consultado sobre el tema, Lucas Nemesio de bodega NQN sostuvo que “este año, la estrategia es avisarles a los distribuidores con cuántas cajas de vino cuentan de cada línea para evitar quiebres de stocks o desabastecimientos en los mercados. La situación en Neuquén es diferente, porque no tenemos mercado de traslado, por lo tanto, lo que no producimos en nuestras viñas, no lo podemos buscar en el mercado”

Fuente: Diario Los Andes / Suplemento Fincas


Comments are closed.